Energía

La energía de las pirámides.

9 Dec , 2013  

 

Pyramid-moving-pulse-graphicEn la década de 1930, un turista francés llamado Antoine Bovis que visitaba Egipto vio un gato momificado dentro de la Gran Pirámide de Giza.

Asombrado por el hecho de que el cadáver del animal no se hubiera descompuesto, Bovis decidió experimentar con un modelo a escala de dicha estructura: reprodujo sus proporciones con exactitud y orientó las caras de la pirámide hacia los cuatro puntos cardinales; luego metió un gato muerto en el modelo y descubrió que no se descomponía. Más tarde hizo lo mismo con diversas frutas y verduras y obtuvo resultados similares.

Los científicos de su tiempo no vieron ningún valor en sus hallazgos, pero algunos se interesaron en el fenómeno y continuaron las investigaciones, sobre todo en Estados Unidos.

Allí, en el decenio de 1970. Bill Schul y Ed Pettit publicaron un informe en el que aseguraban que unas plantas de girasol colocadas dentro de una pirámide crecían más rápidamente que en otros sitios, y que la germinación de las semillas también se aceleraba.

Schul y Pettit hicieron varias pruebas con muestras de leche: encontraron que mientras las de control se agriaban y enmohecían al cabo de unos días, las colocadas dentro de una pirámide se convertían en una sustancia cremosa y sin moho después de seis meses.

También experimentaron con tomates, uvas, huevos, hígado de ternera, carne de vacuno y pescado, y los resultados fueron similares: las muestras de control se echaban a perder, en tanto que las de la pirámide se deshidrataban y encogían pero no se descomponían. Efectos muy parecidos se obtuvieron con pirámides de vidrio, madera, cartón y plástico.

Los hallazgos de Schul y Pettit hicieron creer que la reproducción de las bacterias se detenía dentro de las pirámides. Esta suposición fue respaldada posteriormente al comprobar que ciertas personas que habían pasado un tiempo dentro de un modelo de pirámide, sanaban muy rápidamente de las cortaduras, quemaduras y moretones que tenían. (Las pirámides a escala también se han usado para aliviar dolores reumáticos, de muelas y de cabeza, calambres y tensión muscular.)

Otros investigadores también efectuaron pruebas con resultados sorprendentes: por ejemplo, que la actividad eléctrica del cerebro cambiaba en forma notoria al permanecer dentro de una pirámide, incluso cuando se les vendaban los ojos a los sujetos del estudio para que no supieran en qué momento eran colocados dentro del modelo. Muchas de esas personas revelaron haber tenido una agradable sensación de calidez cuando se hallaban en el interior de la pirámide, así como un aumento de la vitalidad y el bienestar.

Algunos científicos suponen que el misterioso poder de las pirámides podría ser un flujo singular de energía, una fuerza electromagnética o un cambio de carga de los iones ambientales ( IONIZACIóN), pero se trata de simples conjeturas. Hoy día se está intentando comprobar la hipótesis de que la forma piramidal crea un poderoso campo energético que altera el ritmo de los procesos físicos, químicos y biológicos. More…

, , , ,

%d bloggers like this: